La ACTITUD nos da y nos quita.

Me encanto la analogía que utiliza Víctor Kuppers en su video, cuando se refiere a que las personas somos cómo bombillas, porque todos transmitimos, algunos andan iluminando, brillantes, a 10,000 watts y otros simplemente están fundidos, apagados.

Si sigo utilizando esa analogía, la energía es nuestra actitud, cuando es brillante las personas nos distinguen, quieren estar iluminados por nosotros, sin embargo, nadie quiere una bombilla fundida, eso es basura, quiere decir que cuando tu actitud es quejas, de excusas, baja, enojado todo momento, no es atractivo, no trasmites las energías que las personas les gusta sentir.

Víctor nos enseña una poderosa formula que debes tener muy en cuenta.

V= (C + H) x A
V es cuanto vales tu cómo persona, C es el conocimiento, H es tus habilidades y la A es de actitud. Si te fijas el tener Conocimientos y Habilidades suman, pero la Actitud multiplica.

La diferencia entre una gran persona y un mediocre no la percibimos por sus conocimientos o por su habilidad, la medimos por su actitud.

Un gran ejemplo, es que admiras a tus jefes que tuvieron una buena actitud contigo, que fueron agradecidos, que te enseñaron a cómo ser mejor.

Aprende a tener la ACTITUD correcta, es cuestión de productividad y felicidad.

Quedo atento a tus comentarios,